Toxina Botulínica

La toxina botulínica es una proteína que ayuda a detener los espasmos musculares cuando se inyecta directamente en el músculo. Los espasmos musculares son causados ​​por mensajes químicos que los nervios envían a los músculos. Estos mensajes le dicen a los músculos que se contraigan (se tensen). La toxina botulínica bloquea estos mensajes.